Cerrar

955 796 000 Oficina de Atención al Ciudadano

Noticias

LAS OBRAS DE  RESTAURACIÓN DEL PUENTE CARLOS III ESTARÁN CULMINADAS EN MARZO

LAS OBRAS DE RESTAURACIÓN DEL PUENTE CARLOS III ESTARÁN CULMINADAS EN MARZO

Las actuaciones se realizan con el uno por ciento de los fondos del Programa 1% del Ministerio de Fomento destinado a la rehabilitación y conservación del patrimonio histórico.

Fecha: 10/02/2012

 

Las obras de restauración del Puente Carlos III, cuyos objetivos son convertirlo en paseo peatonal uniendo las márgenes y los parques ribereños devolviéndolo a su aspecto original y mejorando su estado de conservación, concluirán en el próximo mes de marzo, según ha explicado el Ingeniero y Director de la obra, Íñigo Barahona en la visita que ha protagonizado junto al alcalde, Antonio Gutiérrez Limones, para darle a conocer de primera mano cómo marchan los trabajos.

Junto al mandatario alcalareño han visitado las obras los delegados municipales de Urbanismo, Rafael Chacón, de Fiestas Mayores, Enrique Pavón y de Hacienda, Gloria Marín además de la presidenta del Consejo de Hermandades y Cofradías, María José Gravalosa, el Teniente Hermano Mayor de la Hermandad de Jesús, Wenceslao Robles y representantes de la Hermandad de Jesús de Alcalá.

La visita ha posibilitado la explicación pormenorizada por parte del director de la obra hacia los representantes cofrades, que han despejado las dudas de la fecha de terminación de la obra y de las medidas del puente que permitirá, con holgura, el paso de las imágenes que cruzan el puente en la madrugada del Jueves al Viernes Santo.

A día de hoy, ya se observan los arcos que han estado soterrados -dos ojos más- uno en la margen izquierda y otro en la derecha. Precisamente, bajo estos arcos se diseñarán caminos de ribera similares a los de Las Aceñas para disfrutar la zona, junto a la biblioteca Editor José Manuel Lara y el Parque de La Nocla, según ha detallado Gutiérrez Limones.

Por otra parte, también empieza a apreciarse la imagen originaria del puente, debido especialmente a la recuperación la obra de fábrica primitiva que destaca sobre todo por el pretil o barandilla que fue eliminada con intervenciones modernas a principios del siglo XX. Estas actuaciones son las que más cambios ofrecen, desde una perspectiva visual, de este enclave patrimonial que recupera la fisonomía anterior a 1917.

Hasta el momento, se han desviado todos los servicios (abastecimiento de agua potable, electricidad y fibra óptica) del Puente Carlos III hacia el puente nuevo. También se han retirado los terraplenes que tapaban los ojos exteriores y los estribos del puente y se han reurbanizado los accesos a la estructura. Se ha efectuado la limpieza total de la sillería aguas abajo y, parcialmente, aguas arriba, y se ha ejecutado la demolición de las ménsulas postizas, de la barandilla de hierro fundido y del resto de los elementos dispuestos sobre el tablero hasta dejarlo a su cota original.

Luego se ha procedido a la colocación parcial de la sillería de piedra en el alzado aguas arriba y totalmente en el paramento aguas abajo. También se han restituido las pérdidas de volumen de los sillares y se ha retocado el llagueado de los sillares existentes para devolverles su aspecto original. Al mismo tiempo, se ha procedido a la aplicación de tratamientos de consolidación de la piedra.

Asimismo, se han sustituido algunos sillares, disponiendo nuevas piezas de remate en los contrafuertes, y se han reparado las obras de mampostería con valor arqueológico de los estribos.

A partir de ahora, se entra en la última fase de realización de la obra quedando algunos detalles relativos a la limpieza de la sillería aguas arriba. En estas próximas semanas el trabajo se basará en la ejecución de parte de la sillería de piedra del alzado de aguas arriba, junto a las terminaciones de pavimento, acabados en el tablero del puente, y en el desembarco del mismo. El último paso será la iluminación artística y la urbanización de la zona perimetral.

El estudio histórico y arqueológico del puente previo a la obra, las técnicas constructivas y el mismo desarrollo de la intervención es muy importante por los datos que aportan del origen de la construcción y de los distintos períodos por los que ha pasado. De hecho, con la culminación de la actuación, el Ayuntamiento tendrá informes pormenorizados de esta infraestructura.

Ésta es una obra singular que se realiza con cargo a los fondos del programa del uno por ciento de los presupuestos del Ministerio de Fomento destinados a la rehabilitación y conservación del patrimonio histórico. Concretamente el coste total es de 888.459,97 euros, de los cuales el Ministerio aporta el 75 por ciento, lo que supone 666.344,98 euros.

Posteriormente, según ha manifestado el propio alcalde, se desarrollarán las labores de tratamiento de las márgenes, reposición de servicios, acondicionamiento de accesos, etc. para englobar la restauración del puente en el entorno y ponerlo en valor en su conjunto para el uso y disfrute por parte de los ciudadanos.

El Puente de Carlos III se sitúa en el tramo del río Guadaíra más cercano al casco antiguo donde confluyen varios caminos al menos desde época medieval. Se le conoce popularmente como 'Puente Romano' porque la construcción, posterior al s.XV, se levantó en el lugar donde hay certeza que había una construcción romana que exteriormente no se aprecia.

Hoy en día los dos puentes ('romano' y 'nuevo' en las expresiones populares) conectan la zona sur de la ciudad, de amplia expansión urbanística con la creación de nuevos barrios, no sólo con el centro sino con todo el resto de la ciudad. Además, en la actualidad linda con la nueva biblioteca a las faldas de la fortaleza mozárabe y forma parte de la franja más patrimonial y turística de la ciudad, que discurre paralela al curso del Guadaíra.

La Ley de Patrimonio Histórico de 1985 establece que el uno por ciento del presupuesto total de ejecución de las obras públicas se destine a financiar los trabajos de conservación o enriquecimiento del Patrimonio Histórico Español o de fomento de la creatividad, y las actuaciones se realicen en inmuebles declarados de interés cultural o similares. Esta aportación supone así, no sólo una ayuda para la restauración del patrimonio municipal, sino también un reconocimiento cultural a las potencialidades monumentales y turísticas de la ciudad.

Noticias relacionadas

Ver más noticias

Este sitio web usa cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y recoger información sobre su navegación. Si pulsa "aceptar" o continua navegando consideraremos que admite el uso e instalación en su equipo o dispositivo. Encontrará más información en nuestra política de cookies.